jueves, 9 de julio de 2009

COSITAS DE CADIZ

LAS ESQUINAS DE CADIZ
LAS ESQUINAS DE CADIZ HAN SIDO Y SON FIELES TESTIGOS DE ENCUENTROS DIARIOS CON VIEJOS AMIGOS Y CONOCIDOS, DE CHARLAS Y COMENTARIOS SOBRE LOS ACONTECIMIENTOS OCURRIDOS EN LAS CALLES QUE CONFLUIAN A ELLAS, ASI COMO EN LOS BARRIOS POPULARES ERAN PUNTO DE DESPELLEJO, DONDE LAS COMADRES NO DEJABAN TITERE CON CABEZA AL HABLAR DE LA VIDA Y OBRAS DE ALGUNAS DE SUS CONVECINAS.
(COMO EJEMPLO) TE HAS ENTERADO QUE MANOLO EL MARIDO DE JUANI LA QUE VIVE AQUI AL LADO SE HA QUEDADO OTRA VEZ PARADO.
(CONTESTA LA OTRA COMADRE) COMO QUE ES MUY FLOJO Y LO QUE QUIERE ES ESTAR EN LA PEÑA Y QUE NO LE FALTE LA CERVEZA.
HAN SEVIDO Y SIRVEN COMO SALA MUSEISTICA URBANA PARA EXPONER RESTOS DE NUESTRA HISTORIA, POR MEDIO DE CAÑONES VIEJOS E INSERVIBLES, QUE EN TIEMPOS PROTEGIAN LAS CALLES DE CADIZ DE LOS EMBATES DE LOS CARRUAJES,
ALGUNOS DE ESTOS CAÑONES PROCEDIAN DE NAVIOS DE DISTINTAS EPOCAS Y NACIONALIDADES, OTROS FUERON LOS UTILIZADOS POR TROPAS FRANCESAS DURANTE LA GUERRA DE LA INDEPENDENCIA.

UNAS ESTABAN PROTEGIDAS POR GUARDACANTONES DE VALOR HISTORICO Y DECORATIVO, COMO ES EL CASO DE LAS CALLES CERVANTES-VEA MURGIA , GUARDACANTONES DE LA ANTIGUA TIENDA DE LOS TRES REYES.

AUNQUE ES TRISTE DECIRLO MUCHOS DE ELLOS HAN DESAPARECIDO COMO CONSECUENCIA DEL EXPOLIO QUE VENIMOS SUFRIENDO EN CADIZ CADA VEZ QUE SE REFORMA ALGUNA FINCA.

CUANTAS Y CUANTAS VECES LE HEMOS DICHO A ALGUN AMIGO:"¡TE ESPERO EN LA ESQUINA!", Y CUANTAS VECES LE HEMOS ESPERADO A NUESTRO PRIMER AMOR EN LA ESQUINA, DURANTE ESA ETAPA MAGICA QUE ES LA ADOLESCENCIA, TEMEROSOS DE QUE NOS DESCUBRIERA SU FAMILIA. CUANTAS Y CUANTAS TIENDAS DE ULTRAMARINOS HAN ESTADO SITUADAS EN LAS ESQUINAS DE CADIZ.

A LAS ESQUINAS DE CADIZ SE LES DEBERIA DE ERIGIR UN MONUMENTO POR LA LABOR SOCIAL QUE HAN REPRESENTADO EN NUESTRAS VIDAS.

1 comentario:

mari carmen garcia franconetti dijo...

Sí señor, las esquinitas gaditanas siempre tuvieron un encanto especial y daban carácter a sus calles. Yo vivía en la de José del Toro, al final de ella había un establecimiento de ultramarinos llamado: "Los tres Caminos", councidiendo la confluencia de mi calle con la de Cardenal Zapata, (de ahí el nombre de el "almacén".
Saludos.